martes, 16 de marzo de 2010

Imprentas en Colombia

Una de las cosas que más me gusta, a parte de diseñar tipografía, es viajar. Si ambas cosas van juntas... ¿Qué más se le puede pedir a la vida?



En uno de mis viajes a Latinoamérica, en concreto a Bogotá, con motivo de la celebración del evento Letras Latinas 2008, tuve la ocasión de visitar una de las imprentas de la ciudad en la que todavía se imprime con tipos de madera. No quedan muchas. La industrialización de las artes gráficas está desplazando estos tradicionales negocios, normalmente de carácter familiar, que se dedican a la impresión de trabajos de remendería y cartelería.


Hay calles donde este tipo de negocios-tienda se agrupan. Una fórmula de protección y control gremial que todavía se da en países como Colombia o México.

La imprenta «La Candelaria», en Bogotá, fue fundada hace más de un siglo por el Sr. Rafael Lugo Borbón. Del abuelo Rafael, la imprenta pasó al padre y, a la muerte de este, a sus dos hijas Ligia y Cecilia Lugo de Salazar 1, antiguas propietarias del negocio que decidieron venderlo a sus propios empleados. Ellos son ahora los que llevan el negocio y quienes continúan la labor iniciada por su fundador.

Saludé a Jaime, uno de los actuales propietarios y le transmití mi deseo de imprimir un cartel 70 x 100 para promocionar mi fundición tipográfica Typerepublic (algo totalmente inaudito: un cartel impreso con tipos de madera para promocionar una fundidora de tipos digitales). No sé si entendió la ironía pero nos pusimos manos a la obra.
Con él escogí los tipos de entre la gran variedad de formas y tamaños que se acumulan en las torcidas estanterías del pequeño local. Su habilidad para ir componiendo las lineas de texto y traspasarlas, una a una, al molde de impresión era admirable. Sin duda la experiencia acumulada de muchos años de trabajo.




El olor a tinta, el chasquido de la prensa al tirar de la palanca, la vaporosa luz de la mañana se mezclaban con el ritmo de las cumbias que salían de un viejo transistor. Pasamos un buen rato conversando mientras íbamos imprimiendo.
Uno a uno los carteles iban saliendo de la prensa y el aire de la calle ayudaba a secarlos. Para agilizar el proceso, Jaime colocaba hojas de prueba entre cada uno de los carteles impresos con el fin de ayudar a que la tinta secara antes.




Al día siguiente, como si se tratará de una conducta addictiva, volví a la imprenta para repetir la experiencia. El deseo de imprimir otro cartel, esta vez de formato más reducido, para anunciar el evento «Lletraferits 2009» fue la excusa perfecta para transportarme nuevamente a los orígenes del arte de imprimir.
No pude evitar la tentación de sacar la cámara de la mochila y pedirle a Jaime si me permitía sacar unas fotos y grabar durante unos minutos.

El interés de este "post" está en el vídeo que resume el proceso de impresión de un cartel impreso con tipos de madera en una prensa Washington Press, de R. Hoe & co. de mediados del siglo XIX.

video

Andreu Balius


------------------------------------------------------------------------------
Notas:

1. Tomo estos datos de las pesquisas realizadas por mi amigo Raúl Campuzano, buen conocedor del país.

.

12 comentarios:

  1. Pequeña gran historia, Andreu...

    ResponderEliminar
  2. Bravo, Andreu!!
    Ciao from SlowPrint!

    Peter
    slowprint.com

    ResponderEliminar
  3. Aún hay muchas imprentas de estas en Colombia.

    Un saludo desde Cali

    ResponderEliminar
  4. Mira, yo viviendo acá en Bogotá y no sabía de esto, muy buena historia

    Un abrazo Andreu

    ResponderEliminar
  5. Quisiera compartir mi blog con todas y todos los visitantes a esta pequeña-gran referencia que va a suponer en venideros tiempos este blog.

    Compartepublicidad.blogspot.com

    Mil Gracias!!!

    ResponderEliminar
  6. Me compraría una máquina de esas para pasarme los fines de semana entretenido!!

    Muy bueno Andreu!

    ResponderEliminar
  7. Hola Andreu. Me llamo Carmen y soy diseñadora y aunque no pegue nada con esta entrada de blog, no he podido reprimirme a escribirte esto. Quería decirte que me chifla, me parece preciosa, la tipografía Carmen. No me conoces, pero parece que la hubieras diseñado para mi. Así que ea! muchas gracias.

    ResponderEliminar
  8. Hola andreu. Soy colombiana y vivo en barcelona. Es aquí en barcelona donde he tenido mayor acercamiento a las tipografías.
    Muy buenas las fotos y el video. Espero poder visitar estas imprentas cuando vuelva a mi país. Gracias por el apunte. Un saludo

    ResponderEliminar
  9. Juer, aunque ahora me dedico a la fabricación de websites, empecé hace unos 27 años barriendo una imprenta en la que al poco tiempo componía tarjetas de visita y de comunión con tipos metálicos que un oficial me enseñó a coger y guardar en su caja tipográfica, todo para ser impreso en una minerva. Aún hace poco la he visto, porque todavía sigue en la familia ;)

    ResponderEliminar
  10. Amigos,
    Lamentablemente he de informaros que esta imprenta de Bogotá «La Candelaria» ya no existe más. Se presentaron hace unos meses unos canadienses en el establecimiento tipográfico y, dólar en mano, compraron todo y se lo llevaron en containers a Canadá. Parece que este va a ser el destino de muchos de estos establecimientos. Si no somos nosotros quienes respetemos y valoremos nuestro patrimonio nadie, absolutamente nadie, lo hará por nosotros.

    ResponderEliminar
  11. Muy bonito...
    Este arte siempre va a ser el mejor y nunca se acabara...

    www.zetta.com

    ResponderEliminar
  12. YO TAMBIÉN TRABAJE CON EL Y JUAN EL SOCIO DE JAIME;
    Y EN OTRA IMPRENTA "CARTELES VISIÓN", PERO YA SE ACABO ME GUSTARÍA VOLVER A TRABAJAR EN ESE BELLO ARTE ..GRACIAS

    ResponderEliminar